Consejos tras encender y apagar el motor de nuestro camión

Colegas, todos sabemos que el motor es el corazón de nuestro camión, por esta razón procuremos seguir estas indicaciones tras encenderlo y apagarlo.

 

 

 

Tras encender el motor:

  • Verifiquemos que todas las manecillas del tablero hagan su recorrido de izquierda a derecha. Esto indicará que la computadora (ECM) hará una revisión para encontrar posibles códigos de fallas.
  • No aumentemos la velocidad del motor hasta que el medidor de presión del aceite indique un nivel normal.
  • Asegurémonos de que el medidor indique la presión del aceite antes que transcurran 20 segundos de haber encendido el motor.
  • Permitamos que el motor funcione de 3 a 5 segundos antes de usarlo a toda su potencia.
  • Tratemos de que el motor no esté más de 10 minutos en ralentí. Demasiado tiempo en ralentí aumenta el consumo de combustible y puede hacer disminuir la duración del aceite. 

  • Cuando arranquemos con el motor frío, aumentemos las RPM lentamente para asegurarnos de que llegue suficiente lubricación a los cojinetes. 

 

Al apagar el motor:

  • Pongamos el motor en ralentí de 3 a 5 minutos antes de apagarlo. Esto permite que el aceite lubricante y el refrigerante arrastren el calor que tiene las masas de hierro. 

 

  • Cuanto mayor sea el motor, mayor la necesidad de estos periodos en ralentí y por supuesto, la duración del periodo debe de alguna forma corresponder al tamaño del motor para evitar que los sellos y características similares del motor sean dañados por el aumento de calor. 

 

 

  • Para poner el motor en ralentí:

1. Pongamos la trasmisión en neutro.

2. Pongamos el freno de estacionamiento.

3. Apaguemos los faros delanteros y todos los accesorios.

4. Permitamos que el motor caliente funcione en ralentí de 2 a 5 minutos para procurar que el turbo se enfríe.

 

 

Artículos Relacionados

Algunos de estos malos hábitos representan riesgo de accidentalidad en las vías, otros representan graves consecuencias a nuestra salud.

Los siguientes consejos de seguridad y prevención son para que los pongamos en práctica. Estos nos ayudarán a mantenernos seguros, con el vehículo a salvo y EN MARCHA SIEMPRE.

Aunque todos tenemos una forma particular de conducir gracias a nuestra experiencia de manejo, no debemos prescindir de los consejos y advertencias que nos da el manual de fábrica.